El director del Benemérito Instituto Normal del Estado (BINE), Roberto Ocaranza Gómez, fue acusado de encubrir la sustracción de Regina V., una niña de 7 años que fue sacada de la escuela por Miguel F., el novio de su mamá, Mireya V.

Lo anterior pese a que la guardia y custodia de la menor de edad se encontraba legalmente en manos de su papá Rodrigo Neri Buchan Rosas.

Aunque la niña de 7 años estuvo varios meses bajo cuidado de su mamá, ella la dejaba sola con el novio Miguel F., con el pretexto de salir a estudiar.

La niña era bañada por el novio de su mamá, le daba de desayunar todos los días una torta de tamal y atoles y después la ponía a trabajar en el crucero del centro comercial a Parque Puebla.

"Le decían que jugara a trabajar. Pero pues la ponían a vender chicharrines en el sol. Mi hija terminó con quemaduras por el sol y con dermatitis, tiene la piel severamente dañada por los días que estuvo así, además tiene sobrepeso porque no le daban de comer, solamente tamal de desayuno y fritangas todo el día", relató el padre de la menor, Rodrigo.

Fue por esto que él comenzó a pelear por la patria potestad de su hija y la ganó recientemente, aunque incluso el pasado 18 de septiembre del 2019 en el juzgado para el último procedimiento legal y la madre de la niña jamás se presentó.
El pasado jueves 3 de octubre a las 5 de la tarde se presentó Miguel, la pareja de Mireya y se la llevó cuando su salida normal era 6 de la tarde. El novio de Mireya solamente presentó una copia simple de un documento anterior, el director del BINE jamás leyó los datos y entregó a la niña sin buscar al padre de la menor.

"La metieron en la escuela, en el BINE y hablaron con el director. Se le dio copia original del juzgado, del documento en el Capítulo 2 donde le dan la guardia y custodia provisional al padre de la niña. Y se le explicó al director del BINE que debían de entregarla en la oficina de la dirección de la escuela. Pero la niña solamente duró una semana así porque se la entregaron al novio de la mamá, relató la abogada Marisol Montes Baro, representante legal de Rodrigo, el padre de la niña sustraida", comentó.

Actualmente se desconoce el paradero de la niña y se inició la carpeta de investigación número 5056/2019 por la sustracción de la menor. Además se presentará una denuncia contra el titular del BINE por la negligencia, ya que temen que la madre de la niña y su novio hayan entregado una cifra económica para que les entregaran a la niña.

También se inició una campaña a través de redes sociales en la que se ha difundido el rostro de la madre, su novio y la niña en donde se piden informes sobre su paradero. Lo único que saben es que la niña podría estar con la familia materna que vive en la calle Centenario de la colonia Luz del Alba de Puebla o que podría haber salido de la ciudad de Puebla.