Baldo Moreno Zapata, originario de Coatzingo, falleció ayer en la madrugada en un hospital de Estados Unidos. Ya tenía más de 30 años en Nueva York, viviendo en Yonkers, y trabajando un restaurante.

El secretario de Gobernación David Méndez Márquez, informó que este poblano falleció en por complicaciones causados por COVID-19; sin embargo, aclaró que su cuerpo no será repatriado.

En conferencia de prensa, encabezada por el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta, comentó que los gobiernos de Estados Unidos y de New York han ordenado incinerar el cadáver.

Por lo anterior, los restos del originario de Coatzingo, quien tenía 65 años de edad y que tenía semana y media hospitalizado, serán entregados a sus familias hasta después de pasada la contingencia epidémica.

Hasta el momento, Méndez Márquez apuntó que han detectado 80 poblanos varados en el extranjero, durante el transcurso de esta contingencia epidémica, de quienes 55 ya han regresado al estado.

Sobre el resto, el funcionario estatal destacó el caso de siete poblanos que estaban en un crucero y que en la actualidad están en un hotel de Roma.