El secretario de Movilidad y Transporte, Guillermo Aréchiga Santamaría, informó que tras el pase de revista vehicular a unidades del transporte público, la dependencia ha iniciado 89 procesos de revocación de concesiones por incumplir con la modernización y equipamiento de seguridad.

En conferencia de prensa, el funcionario explicó que del 12 de febrero a la fecha se han supervisado 4 mil 70 unidades del transporte público.

Sobre los procesos de revocación explicó que algunas unidades no acudieron al pase de revista, pese a que se les realizaron hasta dos llamados; además que otras exceden la antigüedad de 10 años, por lo que ya no son óptimas para circular. Aréchiga Santamaría añadió que se han detenido 600 unidades “piratas” que prestaban de manera irregular su servicio en derroteros dentro de la zona metropolitana.

Por último, sostuvo que operadores del transporte público están cumpliendo con las medidas sanitarias de ante la epidemia de coronavirus, pues dijo que concesionarios han mostrado disposición para sanitizar sus unidades, al tiempo aseguró que ninguna ruta ha suspendido su servicio.