Activistas demandaron que ante la mala calidad del aire que se ha registrado en las últimas semanas en la zona metropolitana de la capital, el gobierno de Puebla invierta en mejorar la red de monitoreo ambiental.

En conferencia de prensa, reclamaron que las mediciones enviadas al Sistema Nacional de Información de la Calidad del Aire (Sinaica) son insuficientes para conocer, en tiempo real, el nivel de contaminación en los municipios conurbados a la Angelópolis. Además, subrayaron que en los últimos días, al menos dos de las cinco estaciones (BINE y Velódromo) no están en funcionamiento, por lo que no hay registros de sus mediciones.

Luego de declarar una contingencia ambiental simbólica, agregaron que las medidas preventivas dictadas por las autoridades locales, como evitar las actividades al aire libre o aminorar el uso del automóvil, también son insuficientes para evitar los efectos de la contaminación.

Por esa razón, exigieron que el presupuesto estatal en movilidad se adecue a los registros por cantidad de viajes y privilegie a peatones, ciclistas y transporte público, sobre los automovilistas particulares.

"El 80% de los viajes son en transporte público, en bicicleta o a pie, pero históricamente es a lo que menos se le ha invertido dinero. Urge invertir el presupuesto de acuerdo al reparto modal", expresó Lizeth Mejorada, integrante del Consejo Ciudadano de Movilidad.

Asimismo, llamaron a que se mejore el sistema de transporte público, de modo que cada vez más personas lo utilicen y eviten sus propios automotores.