A través de redes sociales, vecinos del Centro Histórico de Puebla manifestaron su inconformidad por el ruido que generan los bares Bembé y La Hormiga Negra, pues el volumen de la música superaría los decibeles permitidos.

El usuario priesca1 señaló que el problema se presenta particularmente los días jueves, viernes y sábados durante la madrugada, por ello pidió al ayuntamiento de Puebla, así como a la Secretaría de Sustentabilidad y Medio Ambiente hacer las inspecciones correspondientes a las horas en que el ruido es “insoportable” para los vecinos.

Añadió que los establecimientos ubicados en la 16 de septiembre 703 y 7 Oriente 3 –arriba del restaurante Nelhua— imposibilitan el descanso adecuado a habitantes de la zona, además que no cumplen con el horario obligatorio de cierre.

El Hotel Quinta Real, 7 Poniente 505, también es acusado de emitir ruido en las madrugadas, por lo que incluso ya fue apercibido, no obstante, vecinos refieren que siguen generando contaminación auditiva.

Cabe mencionar que el límite de decibeles permitidos en la ciudad, armonizado con la normativa nacional, es 55 decibeles de 6 a 22 horas y de 50 de las 22 a 6 horas.